Los campamentos de verano multiaventura brindan la posibilidad a los jóvenes de materializar su transformación un día, un salto, un juego, un conocimiento más, apoyando la necesidad social del joven.

Estos campamentos fueron traídos a la vida por personalidades que decidieron trabajar con el ocio y el tiempo libre de una forma innovadora y dinámica, reuniendo sus conocimientos para brindar la experiencia de acampar en otra modalidad, como se ha visto en fuentes.

La piedra oval de los campamentos de verano multiaventura

El equipo de monitores y coordinadores de Aventurarte tiene visiones fundamentadas en no sólo brindar una experiencia del exterior. Los valores y el crecimiento personal son también conceptos que pretenden incluir como rutina en sus exploraciones y vivencias.

A través de la formación de los líderes de Aventurarte, estos idearon propuestas especiales para el tiempo libre de los niños, adolescentes y jóvenes, donde pueden trabajar en su curiosidad y fomentar el diálogo aprendiendo a desarrollarse en la sociedad.

Las actividades en los campamentos de verano multiaventura

Hay una diversidad de actividades disponibles para estos campamentos de verano. Entre el rango de estas, que va desde juegos como uso de lianas, escalada, puentes tibetanos, y que pasa por otros elementos tradicionales como actividades en la piscina, talleres en equipo con cine, teatro, crecimiento y habilidades personales. Asimismo, deportes populares adaptados a las capacidades de todas las edades, como fútbol, natación y voleibol.

Actividades especiales para el desarrollo de la curiosidad, la unidad entre personas y más

El elemento fundamental en los campamentos de verano desarrollados por Aventurarte es el crecimiento de sus exploradores. Muchas actividades fomentan esta filosofía: juegos de mensajes, avistamiento de fauna autóctona, expresión artística y demás enriquecimiento personal.

Estas nociones motivan a las mentes jóvenes a ejercitarse en expresiones de sí mismos. En ellas tal vez tengan debilidades, como exteriorizar sus pensamientos, ser voluntarios y abiertos, aceptar ideas y pensamientos distintos, trabajar en equipo, y expandir su forma de pensar.

Actividades dedicadas a las capacidades del explorador por edad: 6-8 años

La edad donde la curiosidad y el deseo de aprender, a través de preguntas, inquietudes y sentidos, se ve mejor expresado. Hay juegos y dinámicas que acercan al niño la noción de la aventura; el amor a la naturaleza y lo maravilloso de imaginar un mundo en las afueras, en la naturaleza, en zonas propicias para fomentar una semilla de valores en su interior.

Campamentos de verano Multiaventura para edades medianas

En Aventurarte, las edades comprendidas entre 9-12 y 13-15 también son exploradas. Estas son invitadas a participar en el campamento juvenil con actividades personalizadas para su edad, con un reconocimiento multicultural con elementos de Asia para los jóvenes, y África para los adolescentes y sus excentricidades, poniendo a prueba lo que conocen del mundo.

Oportunidades para las edades superiores: convivencia de jóvenes entre 16-18 años

A sólo pasos de entrar en la adultez, la posibilidad de aventura no descansa. Para Aventurarte, los mayores y su desenvolvimiento son un reto que la naturaleza puede afrontar. En el caso de ellos, América se cierne como una idea que reparte aventuras por sus contrastes culturales y elementos diversos.

¿Dónde se encuentran ubicados los campamentos de Aventurarte?

Dos locaciones proporcionarán el escenario para que la aventura pueda darse a conocer. Estos son la Sierra de Guadarrama y en Condemios de Arriba, dos entidades que promueven una visita al mundo exterior y lo que la naturaleza tiene para ofrecer.

Aventurarte promueve la identidad del joven con su conexión a la naturaleza. Esta se esfuerza por crear puentes de contacto entre niños, jóvenes y adolescentes y la vivencia de una experiencia dinámica, natural e incluyente.